Bebés

En esta sección nos adentramos en los dos primeros años de vida de un bebé: una etapa en la que hay una gran responsabilidad educativa del adulto hacia el niño. Durante los primeros meses en la vida de un niño los acontecimientos ocurren muy deprisa, y es a la vez tan bonito como confuso y desconcertante: dudas y cuestiones que surgen; exceso de información, etc., hacen de este momento, a pesar de su magia y fuerza en el vínculo que se crea, una etapa compleja.

Entre tantas cosas, nuestra principal meta es que el niño crezca sano en un nivel íntegro: físicamente, cognitivamente, sensorialmente, emocionalmente y espiritualmente.

La música nos permite trabajar de un modo integrativo con todas estas dimensiones del ser humano, y nos permite crear un ambiente lúdico, divertido y distendido, en el que el bebé se siente seguro, disfruta, aprende y crece. Con el juego y la música el bebé irá poco a poco descubriéndose a si mismo, las personas que tiene alrededor, y el entorno mismo.

La música nos permite trabajar con todas las dimensiones del ser humano: física, cognitiva, sensorial, emocional y espiritual.

Una vez entendido el papel de la música en el desarrollo del niño, podemos pasar a presentar diversas canciones y recursos que puedan servir, tanto a la mamá y el papá del pequeño, como al resto de la familia, educadores y cuidadores. Podemos utilizar recursos muy variados: canciones y juegos tradicionales, canciones de cuna, juegos con sonidos o música, canciones educativas, etc.

Las actividades deben ser de poca duración y muy repetitivas.

Siempre que las actividades no sean largas el bebé podrá mantener la atención, y aprenderá mediante la repetición. Si además estructuramos el desarrollo de las actividades será más fácil mantener la atención y participar para el pequeño.

La música enriquece al niño en cuerpo y alma desde su primer día de vida; es importante que dejemos que salga nuestro niño interior cuando nos pongamos en el papel de interacción con el pequeño, permitiendo una buena relación y creando nuevos vínculos.

Bienvenida y despedida

Una manera divertida de empezar y acabar la música, aprendiendo los saludos y adquiriendo una identidad. Si eres educador o haces sesiones de música con bebés con o sin acompañante, has de saber que una manera óptima de empezar y acabar la música es mediante una canción. Ponermos reservar un pequeño espacio en la sesión … Sigue leyendo Bienvenida y despedida

Relajación

Las personas desde que nacemos nos encontramos sumergidas en una vida que nos lleva y nos arrastra a una velocidad estrepitosa; una de las cosas más difíciles de aprender en el camino es cómo relajarnos, cómo disfrutar de la calma y la pausa. Es importante que desde los primeros días aprendamos a vivenciar estos estados, … Sigue leyendo Relajación