Sin categoría

ENTREVISTA A SABINA ESPOSITO

Sabina Esposito Musicoterapeuta y Terapeuta Corporal especializada en Autismo, Parálisis Cerebral y trabajo preventivo. Experta en abordaje emocional; conferenciante, escritora y docente de musicoterapia.

¿Qué es la Musicoterapia?

La musicoterapia es la disciplina ejercitada por el musicoterapeuta, el cual en España tiene formación de master universitario. Utiliza la música y los elementos musicales y la expresión corporal y otras herramientas para aportar beneficios y cambios en la vida bio-psico-social y espiritual de la persona con al cual empieza el proceso terapéutico. Este proceso se compone de diferentes fases y es adaptado en objetivos a las necesidades de la persona o grupo con el cual el musicoterapeuta interviene.

¿Qué te llevó a ti la Musicoterapia?

Prácticamente me relaciono desde que he nacido a través de “lo no verbal”, pero a conocer y aprender sobre la Musicoterapia llegué mucho después.

Durante una conferencia recordé mis primeros años al lado de mi hermano mayor que, durante una larga rehabilitación me estuvo acompañando con sus ensayos de piano; esto duró unos cuantos años. Al principio simplemente tenia una fuerte atracción hacia la comunicación no verbal así que estudié el DAMS –Disciplinas de las Artes de la Música y el Espectáculo– en universidad de Florencia, terminando con un trabajo de final de carrera en Estética musical donde analizaba la relación entre el cuerpo y el sonido. Este interés ha ido creciendo con los años y me he especializado en la intervención a través del cuerpo en las sesiones de musicoterapia.

sab

La expresión no verbal nos une a todos los seres humanos más allá de las características individuales; esta comunicación es tan poderosa que puede aportar cambios permanentes en la vida de las personas y de los niños y niñas que logran la expresión de su ser a través de la musicoterapia.

¿Crees que se pueden lograr mejorías en el estado emocional de las personas mediante la comunicación musical?

Claro, el poder de la música está justo en la capacidad de ir más allá de lo consciente y trabajar a un nivel más profundo, justamente el campo emocional de la persona. Cuando hablamos de emociones no hablamos de sentimientos; muchas veces las personas son capaces de identificar un determinado sentimiento fácilmente pero no la emoción que están experimentando, no lo que se queda sin ser escuchado y que la mayoría de las veces da miedo.

La expresión no verbal nos une a todos los seres humanos más allá de las características individuales; esta comunicación es tan poderosa que puede aportar cambios permanentes en la

¿Con qué colectivos trabajas con la Musicoterapia? ¿Cómo lo haces?

Trabajo principalmente con personas y niños con diversidad funcional, sobre todo autismo, enfermedades raras y parálisis cerebral.

¿Has logrado ver cambios positivos en tus usuarios tras unas sesiones? ¿Cómo han sido estos cambios?

Lo más importante para mi es que disfruten y que se sientan acogidos, respetados y en esta atmósfera estoy casi segura que la intervención aportará sus resultados y muchas veces no son previsibles.

¿Cuántas sesiones crees que son necesarias en tu caso para poder obtener unos resultados apreciables en un caso de autismo?

Creo que con un tratamiento de una hora semanal podemos esperar cambios a partir de seis meses de tratamiento. Muchas veces estos cambios se dan antes, pienso que siempre depende del proceso de las personas. Aunque no se vea el cambio puede haber un aprendizaje y al revés: muchas veces hay cambios tan rápidos que te cuestionas si sólo necesitaba un poco de atención para dar un pasito más la persona.

¿Podrías explicar algún caso concreto en el que te hayas sorprendido con los resultados que has obtenido mediante el tratamiento con Musicoterapia?

Seguramente una de las experiencias más sorprendente ha sido lograr la integración neurológica del movimiento de los brazos en un niño con parálisis braquial. Era algo imposible que hemos logrado. Creo que toda familia con este problema debería poder beneficiarse de nuestra experiencia. Repetir lo que hemos hecho y probar lo imposible. en este caso he usado algunos ejercicios que están en el libro Musicoterapia para el Desarrollo, está en Amazon y algunos ejercicios  neuromotrices.

¿Qué parte de ser Musicoterapeuta dirías que es más difícil?

La parte más difícil de ser musicoterapeuta es que el musicoterapeuta todavía no está reconocido como figura profesional en este país y esto hace que se encarezcan los tratamientos, que las personas no tengan un musicoterapeuta a cual dirigirse en sus centros de atención temprana y específicos, en las escuelas y los hospitales. Como colctivo profesional  aún tenemos mucho trabajo que hacer, pero lo estamos haciendo. Existe una federación Española de musicoterapia que está trabajando a tal fin.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.